Estamos en una época en que la autopublicación está ganando una fuerza desmesurada.

No hace tanto, era impensable plantearse publicar un libro. Las editoriales tradicionales cerraban el paso a la gran parte de los escritores. Pero, igual que con Gutenberg se democratizó el conocimiento gracias a la lectura, con las nuevas posibilidades editoriales se ha democratizado «la escritura» o, al menos, la escritura publicada. Esta apertura de horizontes ha provocado que mucha gente pueda ver realizado su sueño: publicar su obra.

La experiencia en Oportet nos demuestra que muchas de las veces el autor no pretende convertirse en el nuevo Ruiz Zafón, qué va. Simplemente desea cumplir un sueño, reflejar en papel una idea, una historia, una vida…

Desde aquí te invitamos, sin duda alguna, a que te lances a por tu proyecto y cumplas tu sueño, claro que sí, pero también te damos un consejo: cuando termines, llámanos, contrata un servicio de corrección: revisaremos tu libro para que aquello que plasmes refleje tal cual lo que tienes en la cabeza. Sin erratas, sin incoherencias, sin problemas estructurales. Piensa que así los que te lean podrán llegar mejor a tu creación.

Si deseas que tu texto sea digno de ti, después de crearlo, cúrate en salud: llama a Oportet. No lo lamentarás.

 

 

Comparte este artículo ...
Share on Facebook
Facebook
Tweet about this on Twitter
Twitter
Share on LinkedIn
Linkedin
Share on Whatsapp
Whatsapp
Email this to someone
email

Deja un comentario